¿Por qué recomendamos el cannabis para la dermatitis atópica?

El cannabis posee, entre sus múltiples beneficios, propiedades antiinflamatorias y antibacterianas contra la picazón que provoca la dermatitis atópica.

Existen receptores en la piel que interactúan con los cannabinoides de la planta de cannabis aliviando los síntomas y la apariencia de la dermatitis. Un endocannabinoide llamado palmitoiletanolamida (PEA) tiene cualidades terapéuticas que alivian la picazón y sequedad en la piel.

Es más, otro de los beneficios obtenidos con el cannabis es por su eficacia contra la eliminación de la bacteria Staphylocaccus aureus.

Estudios recientes demostraron que la interacción del cannabis con el sistema endocannabinoide inhibe la activación de mastocitos (células inmunes que liberan histamina y provocan el picor e inflamación cutánea).